Tintagel

Tintagel • Cornwall • InglaterraReino Unido

Hablar de Tintagel es hablar de caballeros, leyendas, magia, Arturo y Merlín. El lugar, a pesar de toda la parafernalia turística que lo acompaña, todavía respira y te hace sentir ese hechizo que algunos lugares, únicos en el mundo, conservan y transmiten, tal vez por la belleza del lugar o… quién sabe si debido a los espíritus que lo habitan.

El castillo de Tintagel es uno de los sitios históricos más espectaculares de Gran Bretaña y también uno de los más famosos debido a la relación con la leyenda del Rey Arturo. Sin embargo la historia del lugar se remonta a tiempos mucho más lejanos. Desde el siglo V al VII d. C. en el período conocido como los “Tiempos Oscuros” (The Dark Ages), Tintagel fue una importante fortaleza, seguramente residencia del jefe de Cornwall. Así lo atestiguan los numerosos restos de bienes valiosos importados del Mediterráneo: jarras de aceite y vino de Grecia, delicados recipientes de Túnez, vasijas decoradas y lujosas piezas de vidrio de Bordeaux.

A partir del siglo VII el lugar cae en el olvido. No se conocen bien las causas, pero el lugar es abandonado. En el siglo XII, las leyendas, los poemas (Tristán e Isolda) y sobre todo los libros escritos por Godofredo de Monmouth o Geoffrey de Monmouth, “Las Profecías de Merlín” y la “Historia de los reyes de Bretaña” vuelven la atención del mundo sobre Tintagel y lo muestran como la sede central de los reyes de Cornwall.

Las ruinas que vemos hoy en día pertenecen al castillo que el ambicioso Richard de Cornwall (1.209 – 1.272), conde de Cornualles hizo edificar cien años más tarde, en el siglo XIII, más por deseo de legitimarse como rey que por los valores defensivo, estratégico militar del lugar, de los cuales carecía totalmente.

Pero, acompáñame y adentrémonos en la leyenda…

Haz clic en la 1ª foto para verlas en grande y leer los comentarios

Ruta por Padstow, Port Isaac y Tintagel… en Google maps