Cantera s’Hostal

Cantera de s'Hostal en Menorca

Les pedreres o Cantera de s’Hostal nos permiten conocer con detalle cómo se ha realizado desde antiguo el proceso de extracción de la piedra de marés para la construcción.

La explotación comercial de la cantera de s’Hostal estuvo funcionando desde el siglo XIX hasta que fue abandonada en 1994. A partir de ese momento la rellenaron parcialmente de tierra para utilizar el espacio como huertos de cultivo.

Hoy en día están gestionadas por una asociación cultural llamada «Líthica«. Esta asociación se ha encargado no solo de su limpieza, señalización y mantenimiento, sino también de su completa rehabilitación. De este modo han conseguido transformarlas en lo que ahora son, patrimonio cultural y etnográfico de la isla. Ellos han creado varios proyectos como el del Laberinto de los Vergeles que incluye el Jardín Medieval,  el Laberinto Vegetal y el Circuito Botánico.

Hay una gran piedra que parece la estatua de un hombre o un enorme tótem protector. Ha quedado un poco como símbolo de la cantera, pero no fue hecha adrede. Se formó mientras iban cortando la piedra.

Contemplar la cantera desde lo alto, pasear, bajar al fondo, admirar las enormes paredes verticales y recorrer este espacio donde se funden roca y vegetación constituye una experiencia única y espectacular. Resulta así mismo una forma muy lúdica para conocer los modos de vida y la explotación de los recursos por los habitantes de la isla.

Sería también muy interesante asistir a alguno de los espectáculos de música, teatro o danza que tienen lugar durante los meses de verano en el fondo de la cantera. Dicen que la acústica del lugar es impresionante.